Depilación con Hilo

La depilación con hilo es una técnica milenaria que tiene sus orígenes en la India y la antigua Persia. Actualmente es el método de depilación de cejas y rostro más popular en los países asiáticos y del Medio Oriente. En la última década, la depilación con hilo también se ha puesto de moda en Europa y Norteamérica, consolidándose como parte integral de la paleta de servicios de depilación en los mejores salones de Occidente. A diferencia del método tradicional de depilación con pinzas, el hilo es capaz de retirar una hilera completa de vello en una sola pasada, logrando así unas cejas más precisas y elegantes.  Para personas con pieles sensibles, es la técnica más recomendable en depilaciones faciales.

Se suele valorar como menos doloroso llegando incluso a afirmarse que no produce dolor alguno.

La depilación con hilo ofrece resultados mucho más definidos que la cera debido a que permite eliminar los vellos uno a uno. Además, es posible depilarse incluso cuando éste está recién crecido. Otra de las ventajas de este método es el de no ser agresivo para la piel, por lo que es muy recomendable para personas con alergias y pieles delicadas.